General Boomer

Nací, perdóname, al final de la Guerra Fría, y me cuesta entender el anacrónico respeto que profesas a Rusia como tótem, como entidad metafísicamente inconciliable con la civilización. Leo las opiniones que ciertos militares de tu quinta dais en la prensa libre (en Rusia está prohibida la autocrítica), conteniendo apenas la admiración por el mayor criminal de nuestro tiempo. Tu incomprensible comprensión hacia las razones de ese Tamerlán neumático que revienta las maternidades de Ucrania es nostalgia muerta por un gigante oxidado que acaso justificaba los esquemas de tu biografía. Para mi generación el temible oso ruso es un Mitrofán borracho, abatible y capón que seguirá desfigurando niños y enviudando esposas hasta que sea convenientemente disecado, mejor a manos de los suyos.

Leer más…

Deja un comentario

28 marzo, 2022 · 8:08

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s