Archivo de la etiqueta: partitocracia y gracias

Se buscan mercenarios

Cunde de nuevo la acusación de mercenario en nuestra política, lo que demuestra lo poco que la vamos distinguiendo del fútbol. Antes se decía que en la vida se puede cambiar de todo menos de camiseta y ahora los políticos se atacan por cambiar de chaqueta, que es como si los pasteleros se demandaran por glotonería. Que la democracia ha degenerado en partidocracia significa exactamente que a nadie le interesa el grado de ejecución del programa y que cualquiera se apasiona con la trazabilidad de una militancia, como si los partidos fueran hermandades rocieras. El público que asiste al espectáculo no le pregunta al actor tú qué propones, sino tú de quién eres. Y a partir de esa curiosidad puramente identitaria forma su juicio político, inevitablemente equivocado.

Leer más…

Deja un comentario

29 marzo, 2021 · 11:30

Idus de marzo en la oposición

Este miércoles apareció una cabeza de caballo en la huerta murciana. El mensaje, destinado a Génova 13 y envuelto en papel naranja, era nítido: “Podéis intentar absorbernos, pero no vamos a desaparecer sin pelear”. Y la mejor defensa, como sabe cualquier animal acorralado, es pasar al ataque. Fin a tres décadas y media de poder pepero en Murcia.

Pero si algo nos enseñó el cantonalismo decimonónico -el modelo que estamos condenados a repetir- es que lo que pasa en Murcia no se queda en Murcia. ¿Cs creyó que podía confinar en la huerta el efecto de su amenaza o planeaba consumarla también sobre el PP mesetario? Hay versiones contradictorias. En cualquier caso cometió el mismo error garrafal que Pedro Sánchez: subestimar a Isabel Díaz Ayuso. Que llevaba tiempo esperando una buena razón para disolver la Asamblea y convocar elecciones con el viento a favor de su popularidad ganada en pandemia. No hay ningún otro líder -salvo Almeida– al que hoy puedan votar con idéntico entusiasmo electores que en las generales han optado por Vox, por el propio Cs y por el PP.

Leer más…

Deja un comentario

11 marzo, 2021 · 9:21

Un concejal de éxito

15988810105103

Un concejal con atril.

Volver al trabajo es tener que atender a lo que dice Sánchez como si lo que Sánchez pudiese decir revistiera la más mínima importancia. Desde la lejanía se divertía uno leyendo a los exégetas de Sánchez y Redondo, como si estos dos campeones de la política instagram necesitaran exégesis para mayores de ocho años. Sánchez no hace discursos sino que se limita a ponerles rostro, ese rostro de gato satisfecho que se comió el canario un mayo de 2018 y no lo piensa escupir aunque se le caiga el país encima de la cola. «Resiliencia para todos y todas», decía nuestro concejal, porque Sánchez nunca ha dejado de ser otra cosa que un concejal de éxito, con ese horizonte a cuatro horas vista y esa retórica de telemprómpter pautado por emoticonos. Hay más política de Estado en las luces de don Abel Caballero que en las sombras de nuestro orador motivacional comprado en los chinos. Con qué cuajada postura de catálogo de Emidio Tucci miraba a izquierda y derecha, insistiendo en que «somos el país de la fibra óptica» cuando en realidad somos el país de los 50.000 muertos y el 20% evaporado del PIB. Lo que daría uno por un pantallazo del chat de los empresarios allí congregados, entre la vergüenza ajena y el aplauso debido para detener el hacha fiscal.

Leer más…

Deja un comentario

1 septiembre, 2020 · 10:16

Cayetana no sabe militar

15976935924569

Política francesa.

Ya puede escribir Cayetana Álvarez de Toledo un libro sobre su caso titulado “El malentendido”. Será un libro bien escrito, lo que sin duda su ¿antiguo? gremio tomará como una nueva provocación, porque hoy un partido es una factoría de ágrafos alineados. Y será un libro melancólico, jovellanesco, donde explicará por qué cometió el error de meterse en política por segunda vez. Pudiendo ejercer el periodismo, que es la política sin responsabilidad, y decir su verdad quizá desatendida pero blindada a toda represalia fuera del gusto del lector, se empeñó en militar bajo Rajoy primero y bajo Casado después.

Pero CAT, pese a su marcial apellido, no sabe militar. Contra ambos liderazgos, el de Rajoy y el de Casado, ahormados por la ley de hierro de la oligarquía mucho más que por los temperamentos personales de cada jefe, se han terminado estrellando su obstinada concepción de la política como una épica batalla de ideas racionalmente defendidas en el ágora y su nulo instinto de poder para sobrevivir en la política real: un turbio negocio donde se trafica con emociones simples hacia afuera y con lealtades complejas hacia dentro.

Leer más…

Deja un comentario

31 agosto, 2020 · 8:06

Luto oficial por los vivos

15905911687111

Precursor.

Debemos ser agradecidos con la calidad del debate parlamentario al día de hoy, porque su recuerdo infundirá ternura comparado con el nivel que alcanzará mañana. Cada día que pasa España se desliza un poco más por la pendiente gelatinosa de la polarización. Su desembocadura es una ciénaga tan infame como familiar, donde dos españoles eternos se matan entre sí. La gente ha sido golpeada por la muerte y ahora lo está siendo por la ruina: la primera causa un dolor que paraliza, pero la segunda añade la indignación que moviliza.

Otoño verá el estallido de movilizaciones urgidas por la primera miseria. El miedo y la ira volverán a cotizar muy alto en el mercado de la demoscopia y los partidos, por su propia naturaleza, correrán a atizarlo más para disputarse una subida en las encuestas. Pronto la única diferencia de la España poscovid con la de los años 30 será que hoy la vida humana se ha revalorizado tanto desde entonces que de momento no puede liquidarla un virus ideológico, sino uno estrictamente biológico.

Leer más…

Deja un comentario

27 mayo, 2020 · 17:27

Huerfanitos de España

15829010829227

Narcisismo.

No hay coquetería como la del huérfano político. Ese articulista de fondo, ese tuitero de superficie que llora a toda hora su no me representan o su dejaron de representarme, se alejaron de mi ojo de diamante y de mi culo de marfil y así les va. Hablamos de los exquisitos, españoles ideales a los que la pobre medida de la España real nunca acaba de complacer. A menudo son tipos valiosos, aunque demasiado conscientes de su valía. Y después de toser su desaliento se complacen en su pecho colorado, según escribió César Vallejo en el poema que da nombre a esta columna.

Leer más…

1 comentario

29 febrero, 2020 · 12:28

Ministerio de Fomento de la trola

15815162043490

Paseíllo.

La primera sesión de control de la legislatura debió haberse celebrado en Barajas. En concreto en la sala vip, con un pelele de Delcy y otro de Ábalos accionados por la oposición para recrear todas las versiones de una misma mentira como un guiñol grotesco. El ministro de Fomento, con esa voz suya en la que el carraspeo es la norma y la verdad es la excepción, fue el protagonista involuntario de la matinal; hasta Sánchez se quedó a ver cómo respondía, dicen que para apoyarle, yo sospecho que para vigilar que no le acabara delatando en la enésima versión. Ábalos salió vivo como Sánchez salió vivo de la tesis o Delgado del submarinismo por la cloaca: por la falta de vergüenza, que hoy es el primer requisito para el éxito político, si no lo fue siempre.

Leer más…

1 comentario

12 febrero, 2020 · 17:11

La legislatura Gollum echa a andar

15753842568001

Estado clínico del 78.

Muchos quisieron ver en el tropiezo de Adriana Lastra una metáfora de la legislatura, que ha nacido de un esguince. “Estoy cojo como el resto del Parlamento, unos inválidos y otros cojos”, diagnosticó desde la presidencia de la mesa de edad Agustín Zamarrón, a quien se le ha subido definitivamente el personaje a la cabeza. Desde que España sale a un par de elecciones por año ya no causan la misma sensación ni su barba valleinclanesca ni sus afanes retóricos. Ahora bien, hizo algo valioso al abrir la sesión constitutiva de las Cortes, ese aborto parido por el 10-N: pedir perdón con la cabeza gacha a todos los españoles por la incapacidad de sus señorías para alumbrar una investidura. No es improbable que esta contrita sonata de otoño vuelva a sonar en primavera, si así lo desea el caudillo de España por la gracia de Sánchez: don Oriol Junqueras.

El circo parlamentario ya cansa, la verdad. Tenemos el esfínter del asombro completamente dado de sí. Que el voto de ERC sea nulo por meter un lazo amarillo en la urna no merece un titular. El rastafari de Podemos se nos antoja un burócrata veterano. Echenique en silla de ruedas tiene que aguantar que otra silla de ruedas habilitada para Lastra compita con la suya. Los de la CUP acuden el primer día de cole pero se pasarán la legislatura de pellas, gritando independencia y espero que fumando porros, que para eso les pagamos. Aquel vistoso peronismo de Errejón palidece en la última fila del gallinero. No encontramos ya diferencia entre jurar por las 13 Rosas o por la España de Blas de Lezo; la sorpresa hoy la depara un sobrio “sí, prometo”. Rufián y Aitor Esteban departen sobre la moqueta como dos nobles patricios del invento plurinacional. Adolfo Suárez Illana se echa unas risas con Espinosa y Abascal. Tan solo la gresca entre Marcos de Quinto y los voxos nois por pillar sitio al amanecer aportó nuevos matices narrativos al desgastado esperpento en que consiste la política española desde 2015. Quizá es que en la sociedad del espectáculo al populismo no hay que combatirlo, sino esperar a que sus numeritos pierdan gracia como la perdieron los chistes de Arévalo. Dos años más de circo y bloqueo y todos echaremos de menos a los registradores de la propiedad y a los abogados del Estado.

Leer más…

Deja un comentario

3 diciembre, 2019 · 16:47