Archivo del sitio

Crisparse no es para el verano

15927464872530

Morse.

La encuesta que publicaba este diario coincide con otras en augurar el retorno del bipartidismo, lo cual significaría que no estamos tan crispados como dicen. Tras unos años experimentales el personal se va reagrupando en torno a los malos conocidos y abandona sus escarceos excitantes pero fugaces con los extremos del espectro político. PSOE y PP son máquinas fiables de generar decepción, y el español regresa siempre a ellas porque, igual que pasa con las gafas de colores, se cansa rápido de las formas excesivamente vanguardistas de decepción que trajeron los nuevos partidos. Echa de menos que le defrauden como antes. “Yo soy muy selectivo con mi voto. No quiero jugármela con incumplimientos demasiado novedosos. Por muy tentadora que resulte la idea de que te estafe alguien distinto, lo mejor será confiar en aquellos en los que ya sabíamos que no podemos confiar”, se dice el español. De modo que ya se prepara para encomendar a PSOE y a PP la madre de todas las decepciones, nada menos que la reconstrucción económica del país tras la devastación pandémica.

Leer más…

Deja un comentario

23 junio, 2020 · 10:20

El pulso recobrado de Madrid

bustos990

Madrileñeando.

Madrid, tres meses después, es una comunidad de 8.691 cadáveres y 70.521 contagiados según las últimas estadísticas oficiales. Hoy sabemos que son oficiales o son veraces, pero nunca ambas cosas a la vez. Mientras el Gobierno parece poner un delicado empeño en confundir lo máximo posible a los ciudadanos respecto del número real de víctimas de la covid -merecen al menos el póstumo homenaje de que alguien las cuente bien-, los madrileños se echan a la calle a secarse las cicatrices al sol.

Ningún lugar ha sufrido tanto como Madrid y ningún origen despierta tanto recelo llegada la hora de la libertad de movimientos. Es decir, de la libertad a secas. Si la aporofobia es el rechazo al pobre, la madrileñofobia es el rechazo al centralista que, enfermo positivo o solo imaginario, no hace el favor de quedarse en su piso hasta que se patente una vacuna sino que se escapa al pueblo para aterrorizar a los ancianos de la España vacía. Pero los madrileños, que son los últimos en salir, serán los primeros en llegar hasta el último rincón de un país que hay que redescubrir entero tras una pertinaz reclusión. El drama de Madrid es el de todos y su renacimiento también.

Leer más…

Deja un comentario

22 junio, 2020 · 9:54

Manolo y Anna

15925816409094

España.

Dos temores atávicos gobiernan la opinión pública en España: el miedo a que te llamen facha y el miedo a que dejen de considerarte de izquierdas. Parecen el mismo miedo pero no lo es, porque el primero se combate sacrificando la razón y el segundo sacrificando la valentía.

El primer arquetipo es Manolo, español de orden, conservador por inercia, votante automático del PP, propietario de un Land Rover diésel con el que sale a cazar cuando puede y asiduo a una timba semanal de póker donde no faltan el cubata, el jamón y los chistes verdes. Le gusta la Constitución y tararea el himno en los partidos. Se ha pasado toda la vida siendo Manolo sin traumas, pero hoy percibe el creciente desprecio de la oficialidad a su forma de vida. Entonces surge un astuto partido que le susurra no solo que la manolidad es legítima, sino además que la no-manolidad es propia de malos españoles. Ese partido dice cosas con las que Manolo antes no estaba de acuerdo, pero las acaba asumiendo porque le gustaría parecerse al líder de ese partido que, cuando es atacado, no se rebaja a explicarse sino que redobla la agresividad. Manolo ha hallado al fin la manera de espantar su miedo a no ser aceptado: salir al ataque de los que no son como él. Que el miedo cambie de bando. La sensación de viajar en esa espiral es embriagadora. Ahora sigue la política cada día a través de redes y chats.

Leer más…

Deja un comentario

22 junio, 2020 · 9:50

Pedro Sánchez, patrono del aire

15924067013842

Nada.

La ventaja de ser Sánchez es que puedes enterrar a 50.000 compatriotas, reducir la cifra oficial a la mitad y salir luego a la tribuna a presumir de que aún te quedan vivos 450.000. A la conciencia de este hombre se asomó Munch antes de pintar El grito, pero lo que vio no fue el horror sino el vacío. La nada. El abismo.

Desde ese vértigo existencial no le costará nada presumir, cuando vayamos por seis millones de parados, de que todavía hay españoles con empleo. Y será de malnacidos que no se lo agradezcan a él a pachas con la Virgen del Carmen, patrona del mar a la que el patrono del aire (por el valor de su palabra) contraprograma con una misa laica de la que esperamos, como mínimo, una serenata al piano –allegro ma non troppo– de Rhodes. James, no Cecil. Y un coro milenial de OT rodilla en tierra.

Leer más…

Deja un comentario

18 junio, 2020 · 9:52

Todos los paletos fuera de Madrid

15922395685394

La ciudad no es para él.

Fue una de las canciones del verano de 1985 y decía así: “Subes a un autobús y huele a campo, ¿quién tiene la culpa? Los paletos. ¿Quién nos ensucia el Museo de El Prado? Los paletos. ¿Quién tiene la culpa de los atascos? Los paletos. Que se vayan fuera, fuera, fuera, fuera, fuera”. Al pop travieso de Séptimo Sello debemos el menos madrileño de los himnos, una proclama tan xenófoba que solo podrían tomarla en serio los mismos literalistas beodos que en los bares pijos berrean El imperio contraataca de Los Nikis con genuina nostalgia imperial. Porque si Madrid se ha redimido espectacularmente de su destino de poblachón manchego poblado por subsecretarios es justo por la chulería de renunciar a la identidad en un país que funda su lucrativo victimismo sobre la pertenencia a un terruño rico en folclore y pobre en atenciones presupuestarias. Por más que Camba se comprometiera a hacer de Getafe una nación a cambio de un millón de pesetas, el madrileño no tiene tiempo para compadecerse de sí mismo ni para construir su propio hecho diferencial porque seguramente sus padres llegaron a Madrid huyendo de un hecho diferencial ya construido, asfixiante y viciado como la halitosis que nace de toda mascarilla obligatoria. Tuvo que venir Latorre, el menos gallego de los columnistas gallegos, a descubrirnos que a Madrid se viene a que te dejen en paz.

Leer más…

Deja un comentario

16 junio, 2020 · 10:20

Los dos Felipes

15919790850274

Felipismo.

En España la preocupación se llama Felipe. Uno reina preocupado por lo que su familia de sangre hizo antes que él y otro sufre por lo que su familia de sigla está haciendo después de él. Se suponía que era Sánchez quien no iba a poder dormir en el camarote marxista, pero la premisa del insomnio es tener una conciencia que remuerda y un plan que vaya más allá de la votación parlamentaria de esta semana. El Rey y el presidente de la república si la hubiera comparten angustia con todos los españoles que leen las previsiones del Banco de España, pero cada cual se angustia a su manera.

Leer más…

Deja un comentario

15 junio, 2020 · 10:50

No hay dinero ni para crispar

15917927696561

Tinglado.

Para compensar que el fútbol ha vuelto con las gradas vacías, al Congreso han regresado los aplausos de bancada. El decibelio gregario es un marcador decisivo para calibrar el estado de ánimo de los grupos o tribus parlamentarias. Así sabemos, por ejemplo, que la bancada del PSOE aplaude con más ganas a Pablo Iglesias y a Marlaska que a cualquier otro, incluido el jefe del tinglado o presidente del Gobierno. A Iglesias lo aplauden por el turbio placer de la agresividad, ese jugador destructivo que uno quiere siempre en su equipo, porque contra el PP nadie frunce el ceño como él; a Marlaska, por la pulsión de la piedad y el desagravio, porque urge aparentar que lo suyo ya pasó.

Sánchez se cargará a su pararrayos de Interior cuando no le quepa una descarga más, pero nadie le quitará la ovación que cosechó cuando replicó a Macarena Olona, que había aludido a un bochornoso episodio acaecido en Bilbao hace 20 años en el que arraigaría el odio de Marlaska a la Benemérita: “Sea valiente y diga lo que hice o dejé de hacer. Hace mucho tiempo me libré de la dictadura de la mirada ajena, pero también de los silencios”. Primer mandamiento del populismo: lo personal es político. Segundo: cuando hayas perdido la razón, inténtalo con la pena. Estos dos mandamientos se resumen en uno: camuflarás siempre tu brutalidad de cursilería.

Leer más…

Deja un comentario

12 junio, 2020 · 9:44

La hoguera de las identidades

15916303484643

Fascismo ante una estatua antifascista.

Hemos visto a las conciencias más comprometidas de Occidente vandalizar el monumento a Churchill en Londres y amenazar el de Lincoln en Washington después de que las estatuas de Fray Junípero aparecieran decapitadas en California. Si yo tuviera que escribir un libro sobre el espíritu de nuestro tiempo, elegiría esta anécdota para elevarla a categoría moral. ¿Qué significa que los adalides más contrastados de la libertad sean víctimas de la purga retrospectiva de sus compatriotas?

Leer más…

Deja un comentario

9 junio, 2020 · 14:14