Pedro Sánchez abre una carnicería

Un hombre entra en el baño de un club de carretera de Puerto Hurraco con la camisa empapada en sangre familiar. A los pocos minutos sale vestido de traje y corbata, comparece ante las cámaras con su mejor sonrisa y confía en que nadie se fije en los restos de ADN ajeno que se le han quedado bajo las uñas. También Tony Soprano termina estrangulando a su sobrino, su mejor sicario, pero al contemplar esa escena nadie puede dudar de que lo sentía. No es el caso de nuestro hombre.

Leer más…

Deja un comentario

12 julio, 2021 · 8:27

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s